La velocidad de carga de tu tienda online es un factor muy importante para recibir visitas e incrementar las conversiones. Si bien desde Tienda Nube realizamos mejoras periódicas sobre la velocidad de la plataforma, existen varias acciones que podés realizar para optimizarla aún más. 🚀

En este tutorial, te compartimos algunas herramientas para medir el rendimiento de tu sitio junto con una serie de recomendaciones para acelerarlo. Por eso, contiene dos secciones:

  • Realizar un diagnóstico
  • Tomar medidas de mejora

Realizar un diagnóstico

Antes de tomar medidas, es importante que puedas realizar un diagnóstico del tiempo de carga de tu tienda. Esto te va a aportar información objetiva sobre el problema que buscás resolver, y te va a permitir realizar una comparación del tipo "antes y después". 

A continuación, te compartimos tres herramientas útiles para hacerlo:

🌐 Test my site: La ventaja de esta herramienta es que simula la conexión a redes móviles de celulares, lo que te da un indicio de la experiencia de tus clientes al ingresar a tu tienda en la vía pública.

🌐 GTmetrix: Esta herramienta te da información sobre la performance de tu tienda desde la computadora.

🌐 PageSpeed Insights: Este sitio te da información relevante no solo de la velocidad general de tu tienda, sino sobre qué imágenes son "optimizables".

Nuestra sugerencia es que pruebes las tres herramientas para tener un panorama global del funcionamiento de tu tienda, y puedas contrastar resultados. Se considera una velocidad de carga "normal" a valores por debajo de los 6 segundos.

📌Aclaración: En caso de que tengas un diseño a medida, tu tienda puede tener una velocidad de carga mayor que con una plantilla de Tienda Nube. Si preferís priorizar su rendimiento, podés 👉 cerrar el FTP de tu tienda y volver a una de nuestras plantillas originales.

Tomar medidas de mejora

Si tu tienda tiene una velocidad de carga superior a los 6 segundos o simplemente te interesa optimizar al máximo su velocidad, te proponemos seguir los siguientes consejos:

1. Comprimir las imágenes más pesadas

Cuando subís una imagen a tu tienda Nube, esta se comprime automáticamente. Sin embargo, podés optimizar aún más el tamaño de tus imágenes para obtener una mejor performance. No necesitás hacerlo con todas, sino que podés priorizar las que mayor impacto tienen.

Para eso, te sugerimos realizar estas acciones:

  • Medir la velocidad de tu tienda con 🌐 PageSpeed Insights
  • Prestar atención a las imágenes marcadas como "optimizables" y comprimirlas con la herramienta 🌐 Tiny PNG.
  • Subirlas a tu tienda nuevamente y volver a realizar la medición.

2. Destacar menos productos en el inicio de tu tienda

Si bien es posible destacar hasta 40 productos en el inicio de tu tienda, te sugerimos hacerlo con alrededor de 10 "productos estrella". Esto es recomendable no solo para mejorar la velocidad de carga del inicio, que normalmente es donde tus clientes llegan, sino también desde el punto de vista del diseño.

3. Reducir la cantidad de productos por página

Otra opción sencilla para mejorar el rendimiento de tu tienda es limitar la cantidad de productos por página, en el caso de que hayas configurado más de 12. Esto va a impactar en el tiempo de carga de tus productos. Para hacerlo, podés consultar el tutorial 👉 ¿Cómo cambiar la cantidad de productos por página?

4. Mantener al mínimo la cantidad de tipografías

Cuando se trata de tipos de letra para tu diseño, te sugerimos utilizar, como máximo, dos. Podrías utilizar un tipo de fuente para tus títulos y otro para el resto del sitio, por ejemplo. Esto no solo mejora su rendimiento sino que mantiene la consistencia en el diseño de tu tienda. 

Incluso, si te atrevés al minimalismo, podrías optar por una sola tipografía para toda tu tienda. Recordá que cuantos menos tipos de fuente utilices, más liviana y veloz va a quedar.

5. Reducir la cantidad de códigos externos

Tener configurados varios códigos externos en tu tienda puede perjudicar su velocidad de carga. Por eso, te recomendamos que utilices solamente los que mayor valor le aportan a tu negocio, como por ejemplo los códigos de Analytics o el Píxel de Facebook.

6. Evitar redireccionamientos

Los redireccionamientos funcionan como un "espejo", que hace que cuando un usuario ingresa una determinada URL en un buscador, esta lo lleve automáticamente a otro sitio. Podés conocer más acerca de estos en 👉 ¿Qué es el redireccionamiento 301?

En caso de que tengas un enlace con un redireccionamiento dentro de tu tienda, o que la misma URL de tu tienda esté sujeta a un redireccionamiento, te sugerimos corregirlo. El tiempo que les lleva a los buscadores redirigir a tus clientes hacia otro sitio retrasa su velocidad de carga.

Una vez que hayas realizado estas acciones o algunas de ellas, te sugerimos volver a medir la performance de tu tienda para evaluar los cambios realizados. Si el resultado es positivo, ¡felicitaciones! Tus clientes van a tener una mejor experiencia de compra.

¿Encontró su respuesta?